República Dominicana

La familia Brito, un legado de amor por la naturaleza

18/09/2018

Don Alfonso Brito ama la naturaleza y por eso hace varias décadas decidió que su familia sería la primera en promover la reforestación en Zambrana junto a ENDA Dominicana. Hoy su hija Antonia continúa junto a sus hermanos con ese legado que fue la semilla para todo un Plan Nacional de Reforestación

Antonia es miembro de una familia que es bien conocida en el distrito municipal de Zambrana. Su padre es don Antonio Brito, un destacado agricultor que vive en la comunidad de Los Jobos, y su casa es una parada obligatoria para cientos de agricultores y turistas de la provincia, quienes se acercan al vivero familiar.

En este espacio, que es el fruto de varias décadas de trabajo, la familia construyó el Sendero Forestal Alfonso Brito, que alberga unas 150 especies de plantas maderables y frutales, tanto nativas como exóticas. El vivero es el primer y mayor suplidor de especies para el proyecto ENDA-Barrick Pueblo Viejo, a través del cual mil de agricultores reforestaron parte del Corredor Biológico del Caribe.

El Corredor Biológico del Caribe, que abarca a las comunidades desde Piedra Blanca hasta Los Haitises, y también a Cuba, Puerto Rico, Jamaica y Haití, marca el recorrido que hacen muchas aves en la región, en lugares con vegetación y condiciones similares. Sin él, decenas de especies estarían en peligro de extinción.

“Mi papá siempre ha sido amante de la agricultura y de la producción de plantas y frutos, siempre que salía al pueblo o iba a otros campos llegaba con una mata o semilla distinta, y poco a poco fue construyendo lo que hoy tenemos como el Sendero Forestal”, comentó Antonia, quien administra la finca junto a su hermano.

Todo comenzó cuando en el año 1983 la organización ENDA Dominicana llegó a la provincia Sánchez Ramírez con la idea de reforestar toda la zona, y la familia Brito fue la primera en participar de esa experiencia. Don Alfonso Brito permitió que se utilizara su plantación como una especie de laboratorio de producción de plantas.

Luego, en 2011, la empresa Barrick Pueblo Viejo y la Federación de Agricultores Zambrana Chacuey iniciaron junto a la organización el proyecto de Manejo y Conservación de los Recursos Naturales de las Colinas Bajas (ENDA-Barrick Pueblo Viejo), al cual se uniría la familia Brito en el grupo de viveros. La iniciativa de reforestación desde Piedra Blanca hasta los Haitises, tuvo más de 5,000 familias beneficiarias directas más 300 comunidades y contribuyó durante más de cuatro años al aumento de la superficie de ecosistemas agroforestales.

“Este proyecto nos ha dado infinidades de beneficios, pero el que más aprecio es el de ver uno de los sueños de mi padre materializarse, su finca diversa y amplia dedicada a la producción de plantas que ayuden a otros productores a obtener sus frutos y el sustento de cada día”, dijo Antonia notablemente emocionada.

Cuando el proyecto ENDA-Barrick Pueblo Viejo terminó, la familia continuó con la producción para su vivero propio. Ahora, debido a su gran tamaño, tienen todo un sistema: en el vivero se cultivan más de las plantas que mayor demanda, como por ejemplo el “ramustán”, del cual Antonia pone en cosecha entre 10,000 o 15,000 semillas. De igual manera, se producen plantas medicinales como la “onda parra”, que es un antibiótico natural que se prepara en té, y la “malagueta de montaña”, que también se hace en té y es un relajante.

Mi papá es mi vida, por él existo y por él estoy aquí, este es su legado, el cual con ayuda de Dios y empresas como Barrick Pueblo Viejo continuaré llevando con orgullo”, expresó Antonia con una gran sonrisa.

 

--

Nuestro granito de arena: Proyecto Enda-Barrick

En Barrick Pueblo Viejo, el compromiso ambiental va respaldado por programas e iniciativas que confirman nuestra intención de promover el desarrollo sostenible de esta media isla. Aunque toda el área de la mina en Pueblo Viejo será reclamada y reforestada al cierre de las operaciones, la empresa decidió dar un gran paso adicional para mitigar, desde antes de empezar, el impacto de sus operaciones.